Abyss Odyssey: Un abismo poco profundo

abyssodyssey

Chile no es el primer país en el que uno piensa cuando habla de videojuegos pero es el lugar de origen de ACE Team, un equipo que tuvo su origen como desarrolladora de mods para Doom II y Quake III. Después de crear Rock of Ages y las dos entregas de Zeno Clash, en 2014 lanzaron Abyss Odyssey, su proyecto más ambicioso para PC, PS3, Xbox 360 y, más recientemente en una edición extendida, PS4.

La historia nos lleva a la capital de Chile, Santiago, donde una brecha creada por los sueños de un mago está provocando la aparición de temibles monstruos. Katrien, una guerrera surgida de esos mismos sueños, decide sumergirse en el abismo resultante para intentar cerrar el agujero y controlar de nuevo al mago. El argumento no se desarrolla mucho más pues, aunque nos da un poco de trasfondo de por qué el hechicero está en la situación en la que está y el origen de algunos personajes, no es más que una excusa para poner en contexto la jugabilidad, eso sí, poniendo algunas dosis de folklore chileno que son de agradecer.

El apartado visual es todo un homenaje al Art Nouveau, especialmente a Harry Clarke, lo que da lugar a un diseño de personajes y enemigos preciosista, así como a unos escenarios tremendamente bellos y un nivel de detalle simplemente espectacular, con una combinación de colores, texturas y efectos de profundidad a partir de una perspectiva en 2D con gráficos 3D que maravilla. De hecho, los fondos son tan prolijos que en ocasiones pueden despistar, sin que se diferencien muy bien ciertas plataformas y enemigos, aunque con el paso del tiempo uno acaba acostumbrándose. La galería de localizaciones a visitar es suficientemente variada, con catacumbas, jardines, salones y cuevas heladas. Sin embargo, las animaciones son un tanto rígidas y robóticas en ocasiones, llegando incluso a incidir negativamente en la jugabilidad.

abyssodyssey4

En lo que respecta al sonido, mientras que los efectos y el doblaje cumplen con su función, la música se alza como protagonista con una serie de composiciones elegantes pero aventureras que ambientan muy bien y le dan un toque especial al juego, muy afín al estilo Art Nouveau que vemos en pantalla.

La jugabilidad nos presenta una mezcla de acción, plataformas y rogue-lite en la que debemos recorrer el Abismo, un sistema de habitaciones con una estructura fija pero que se generan aleatoriamente, pudiendo elegir entre tres rutas y movernos entre ellas si encontramos un pasillo que las conecte. Cada una de las estancias tiene una dificultad de Fácil, Normal y Difícil que podemos consultar en el mapa y elegir el camino que más nos convenga, además de existir características especiales como jefes o Paganini, un demonio que nos ofrecerá objetos pero que, si los aceptamos, nos perseguirá para matarnos.

abyssodyssey1

En cada habitación nos encontramos con trampas a evitar, plataformas que superar, enemigos a los que derrotar, vasijas que romper para conseguir dinero y cofres que abrir para obtener objetos. El componente rogue-lite aparece cuando comprobamos que sólo podemos guardar la partida en ciertos altares y sólo si hemos comprado el objeto correspondiente para construir campamentos a los que podemos regresar una, dos o tres veces como máximo. Si morimos en el Abismo, pasamos a controlar a un soldado que acudirá en nuestra ayuda, recogiendo el equipamiento que llevábamos y buscando un altar donde resucitarnos. Si volvemos a morir con este personaje, claramente más débil que los principales, lo perderemos todo excepto los puntos de experiencia ganados en combate y tendremos que volver a comenzar desde nuestro anterior campamento o desde la salida si no tenemos ninguno. Ésto provoca en ciertos momentos un estado de tensión muy estimulante, especialmente cuando nos quedan pocos puntos de vida y sabemos que cada enfrentamiento es a vida o muerte.

El sistema de combate es sencillo, con un abanico de golpes físicos, agarres y ataques especiales entre los que elegir. Cada vez que nos encontramos con enemigos, la pantalla se cierra hasta que consigamos salir victoriosos o muramos en el intento. El sistema de combos es entretenido y, como habitualmente somos atacados por varios monstruos, nos sentiremos en una encerrona casi permanente. Sin embargo, la jugabilidad se ve penalizada por una falta de profundidad alarmante, con pocas y simples variantes a pesar de poder elegir entre varias habilidades a equipar, diferentes piezas de equipamiento con efectos (veneno, fuego, hielo…) y poder convertirnos en diversos monstruos, que cuentan con sus propios ataques y barra de vida.

abyssodyssey2

De igual manera, fallar combos es fácil debido a que nuestro personaje avanza si presionamos una dirección a la vez que lo realizamos pero los enemigos no son “sólidos” y acabamos traspasándoles y superándoles, perdiendo su hitbox y dejando nuestra espalda vulnerable a cualquier contraataque. Ésto puede prevenirse si no pulsamos ninguna dirección al golpear pero entonces es fácil quedarnos a merced de los grupos de monstruos. Por si fuera poco, como he mencionado anteriormente, la falta de fluidez de las animaciones hacen que nuestros movimientos sean torpes, siendo en ocasiones un suplicio acertar a un enemigo especialmente ágil o bloquear con éxito, un aspecto fundamental pero difícil de utilizar debido a las circunstancias.

Una vez hayamos completado por primera vez el Abismo, desbloquearemos el segundo personaje controlable, más fuerte pero menos rápido que Katrien, y un tercero si cumplimos cierta tarea en una habitación concreta del juego. A pesar de que existe cierta rejugabilidad gracias a los nuevos personajes, rutas, el nivel de dificultad Pesadilla y los modos multijugador online y offline, tanto competitivo como cooperativo, es fácil exprimir todo el jugo del título en unas 8 horas, algo decepcionante ante el potencial que ofrece en un principio.

Abyss Odyssey es un juego entretenido, muy bello audiovisualmente y con algunas mecánicas interesantes pero que cuenta con un sistema de combate torpe y simple, un desarrollo algo repetitivo y una falta de profundidad decepcionante que lastran un concepto prometedor pero mal ejecutado.

6,5/10 BRUJOS QUE NO SE DEJAN GOLPEAR

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s