Cortylandia 2015: Una propuesta formalmente correcta pero muy conservadora

cortylandia20161

Un año más, El Corte Inglés nos ofrece una nueva edición de su saga Cortylandia, una franquicia que lleva décadas aderezando las Navidades de los madrileños y que parece querer competir con la agresiva presencia de Disney en estas fiestas o la cantidad de entregas de Assassin’s Creed.

En esta ocasión, la historia se desarrolla en un tren que lleva a varios personajes (como un lobo, un zorro, muñecos de nieve, ratones o un robot) a través de un paisaje nevado hacia un destino desconocido. Si bien esta premisa puede apuntarnos a una versión patria de Snowpiercer, de Joon Hon Bong, o quizá una vuelta de tuerca castiza a Extraños en un tren en la que, por ejemplo, uno de los hombres de jengibre quiere acabar con su compañero y cruza sus intenciones con alguno de los pajaritos que trinan, el guión nos lleva a una nueva colección de lugares comunes que no sorprende en ningún momento.

El argumento es muy lineal, con escenas de acción muy estáticas y personajes planos con nulo desarrollo, por lo que es prácticamente imposible empatizar con ellos. Si bien se podría beneficiar de su ejecución sencilla y directa, la experiencia acaba siendo muy simple, sin ningún giro argumental destacable y un ritmo atropellado que no beneficia a cimentar una obra mínimamente memorable. Por si fuera poco, el final es repentino y abrupto, dejando varias lagunas argumentales que desdeñan la importancia de ciertos personajes cuyo potencial dramático es obviamente desaprovechado. Todo parece indicar que hubo problemas con el guión desde el principio y la fecha de estreno fue una losa demasiado pesada para los creadores, aunque puede que la historia se complete con una posible secuela en el futuro. Si bien ésto podría resolver muchas de las dudas creadas, el interés del público por un desenlace digno a la producción puede que no sea la suficiente a menos que algún director destacado como Guillermo del Toro toma las riendas del asunto. Así quizá podamos disfrutar de ese atisbo de crítica social y metáfora de la existencia humana (avance imparable hacia un destino desconocido rodeado de personas cuyas intenciones tampoco conocemos) que está presente en Cortylandia 2015.

cortylandia20162

Los actores no ayudan a mejorar el conjunto, con interpretaciones muy rígidas y sin apenas emoción, dando la impresión de que tienen activado el piloto automático para salvar la papeleta y cobrar el cheque correspondiente, un reparto casi robótico que nunca parece disfrutar de sus personajes. Como elementos positivos, el registro vocal de los actores en los números musicales es suficientemente digno, confirmando su formación teatral en éxitos del género como Hoy no me puedo levantar, Cinco horas con Mario o Cantajuegos. Igualmente, la producción apuesta por efectos especiales tradicionales, modestos pero efectivos, con una ventisca de nieve real que consigue demostrar que hay cosas que los gráficos por ordenador todavía no consiguen emular de forma eficiente.

Cortylandia 2015 se aleja de la grandiosidad de proyectos anteriores basados en El señor de los anillos o Aladdin para ofrecernos una propuesta tradicional y presupuesto modesto que, si bien no hace nada mal, tampoco consigue brillar en ninguno de sus apartados, especialmente debido a un guión muy irregular con un ritmo mal ejecutado y personajes planos.

5/10 VAMOS TODOS A CANTAAAAAR ♪♫

Anuncios

Un comentario en “Cortylandia 2015: Una propuesta formalmente correcta pero muy conservadora

  1. Me parece impresionante que te atrevas a reseñar cosas como esta. “Ojiplática” me dejas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s